Alergia y Niños, La Guía Definitiva.


Llega la primevera y empiezas a estornudar sin parar, los ojos rojos, te moquea la nariz cuando vais en familia a hacer una ruta preciosa por Asturias... ¿Qué ocurre? Pues es que eres alérgico.

¿Qué son las alergias? y como padres que necesitáis saber para hacerle la vida más fácil a vuestro hijo. Las alergias son las reacciones de nuestros Sistema Inmunitario a determinados alértenos como pueden ser algunas plantas, animales, alimentos, picaduras de insectos, etc. La función del Sistema Inmunitario es protegernos. Cuando somos alérgicos, nuestro Sistema Inmune responde de forma exagerada luchando contra elementos que son completamente inofensivos. La consecuencia son los estornudos, los ojos rojos, los picores, entre otros síntomas.
 
Se puede ser alérgico a muchas cosas y es imprescindible un buen diagnóstico establecido por un especialista. El médico especialista en las alergias es el alergólogo.
 
alergia
 
Las alergias más frecuentes son:
- Ácaros del polvo.
- Una Proteína que se encuentra en la caspa, saliva, orina y otros residuos de algunos animales.
- Polen de hierba, flores y otros árboles.
- Moho.
- Alimentos como la leche, el trigo, la soja, el huevo, frutos secos, marisco...
- Látex.
 
¿Cuáles son los Síntomas de las alergías?
Algunos de los síntomas más frecuentes producidos por alérgenos son los estornudos, moqueo nasal, picor en los ojos y la nariz y dolor de garganta. Cuando la alergia es alimentaria pueden ser frecuentes también los síntomas como dolor abdominal, vómitos y diarrea.
 
013cc16903e63929d069ca9833780b67-1
 
¿Por qué los niños desarrollan alergias?
Las personas podemos nacer con información genética que nos hace propensos a tener alergia. Esto significa que es más probable que puedas desarrollarlas en comparación con otras personas. Muchas alergias son hereditarias. Esto quiere decir que pasan de padres a hijos a través de la información genética. 
 
Las alergias se pueden desarrollar en diferentes momentos y edades de la vida, pero lo más frecuente es que se produzcan en la edad adulta.
 
¿Cómo diferencio un resfriado de una alergia?
Con lo poco que has leído hasta ahora puedes ver que los síntomas de las alergias son bastante similares a los de un resfriado. Lo que tienes que valorar en estos casos es el tiempo que llevas con estos síntomas y acudir a un alergólogo si estos síntomas se alargan más de dos semanas seguidas.
 
Lo mejor es que a tu hijo le hagan un buen diagnóstico un profesional bien formado y con experiencia. 
 
Los síntomas de las alergias y los resfriados aunque son muy similares a simple vista tienen ciertas diferencias. Por ejemplo, los ojos rojos y el picor son característicos de un cuadro alérgico. Las mucosidades de la nariz cuando son por una alergia tienden a ser acuosas y transparentes mientras que en un resfriado suelen ser amarillentas y densas.
 
¿Cómo saber si mi hijo es alérgico?
Cuando Tu Hijo estornuda muy frecuentemente, le pican los ojos y la nariz, emite ruidos al respirar lo mejor es que acudas a un Médico Especialista en Alergias, este médico es el alergólogo. Es la única forma en la que tendrás un diagnóstico adecuado para tu hijo y podrá empezar el tratamiento. Lo que le hará el alergólogo a tu hijo son una serie de pruebas en la piel junto a una historia clínica con lo que establecer un buen diagnóstico de lo que le ocurre. 
 
La pregunta que le sigue a esto es ¿a partir de que edad le puedo hacer las pruebas de la alergia a mi hijo? Pues es muy sencillo no hay una edad mínima para hacerlas. Pero como os decíamos antes algunas alergias no se desarrollan durante el periodo de lactancia e incluso pueden tardar unos años en manifestarse. Esto ocurre con las alergias ambientales, como pueden ser los pólenes o los ácaros.
 
allergy-symptoms-problem-infographic-vector-19754597
 
Manifestaciones en la Piel:
 
Este es otro de los síntomas que  en ocasiones ocurre con determinadas alergias. La dermatitis atópica es relativamente frecuente en los niños pequeños y suele ir relacionado con un mayor riesgo a sufrir alergias en el futuro pero no quiere decir que las vaya a desarrollar. En este caso lo debe valorar tu pediatra.
 
Rinitis alérgica y Asma:
 
Estas dos enfermedades están muy relacionadas. El 40-50 % de pacientes con rinitis alérgica tienen asma y el 80-90% de los asmáticos tienen rinitis alérgica. Esta es la principal razón por la que acudir a un buen especialista en cuanto tu hijo tenga síntomas alérgicos, ya que puede terminar por desarrollar asma.
 
¿Hay solución para la alergia?
Afortunadamente SI. Hoy en día ya hay muchos avances y estudios sobre las alergias. La terapia más habitual es la inmunoterapia, es decir, vacunas. La inmunoterapia consiste en la administración de dosis crecientes de un alérgeno al que el paciente es alérgico y así modificar la respuesta inmunológica. Para que así ante la nueva exposición al alegren el cuerpo ya esté listo y no reaccione de manera desmesurada. 
 
Estas vacunas llevan tiempo y para que sea efectivo hay que tener paciencia y entender que son niños que se estarán vacunando entre 3 y 5 años. Pero es una gran ventaja, ya que gracias a ellas se consigue frenar la enfermedad y sobretodo evitar que empeore. Además de mejorar el control de los síntomas también disminuye la necesidad de medicación.
 
Consejos para el día a día en una casa con niños alérgicos:
 
Como padres toda la parte médica está muy bien que la conozcáis pero también debéis saber que hay muchas cosas que tenéis que hacer en casa que van a ser de gran ayuda para vuestro hijo alérgico.
 
Cuando tienes un hijo, ya diagnosticado por un alergólogo, que tiene alergia a los ácaros del polvo hay ciertas cosas que tienes que incluir en la rutina diaria de vuestra casa.
 
Controla la humedad de las habitaciones, que esté por debajo del 50%. Los ambientes secos y soleados son mejores para las personas alergicas. Es bueno que las estancias estén bien ventiladas y si fuera necesario puedes utilizar deshumidificadores. Viviendo en Asturias esto seria muy buena idea.
 
Cuidado con la ropa de cama. Evita todos aquellos edredones de plumas, mantas viejas y grandes. Lo mejor es utilizar ropa de cama que te sea fácil de poder cambiar habitualmente. Se recomienda lavar la ropa de cama semanalmente incluidas las mantas. Ahi se acumulan muchos ácaros.
 
Olvídate de la escoba y sustitúyela por una aspiradora. Barrer no elimina el polvo solo lo desplaza. La aspiradora tiene que ser vuestra gran aliada y amiga. Se tiene que aspirar la casa TODOS LOS DIAS. 
 
Echa un vistazo a tu casa, cuantas más cosas tengas, más fácil de acumular ácaros. Empezar por una limpieza general y tirar todo aquello que no necesitáis. Evitar grandes alfombras, múltiples cojines, esas camas llenas de peluches se han terminado. Sustituye sus juguetes de peluche por otro tipo de muñecos más fáciles de limpiar. Lo mismo con las estanterías llenas de libros en el dormitorio, encontrar otra forma de guardarlo. Piensa que cualquier objeto puede acumular polvo y tu objetivo es eliminarlo. Es mejor disponer de cajoneras y armarios donde guardar las cosas para aislarlas del polvo.
 
Si tu Hijo es alérgico al polen:
 
Primero informate sobre la época del año de polinización del polen al que es alérgico. Durante esos meses puedes hacer estas cosas:
- Evita las excursiones al campo y las rutas al aire libre.
- Los peores días son los que tienen más viento y soleados. Ya que le polen se concentra.
- Baja las ventanillas del coche.
- No es momento de cortar el césped en casa si tenéis jardín.
- Evitar bicicleta, moto...
- Cerrar bien las puertas y ventanas de su habitación.
- Cambiarse la ropa al llegar a casa.
 
Fight-seasonal-allergies-infographic-(13604)_Final_800
  
 

Aquí os dejamos otros Post que os puedan interesar:

 

Pide cita en Llaca ahora
y empieza a diseñar tu sonrisa

Pide Cita

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN